Víctor Viñuales: "No las dejemos solas"

Sábado 22 de Marzo de 2014

Por Víctor Viñuales | ECODES | Donde no hay agua potable, el tiempo dedicado para conseguirla agota las energías disponibles en la comunidad.

En los países desarrollados nos olvidamos con frecuencia de quiénes fuimos. Hace no tanto, Londres o París eran ciudades plagadas de enfermedades, sin saneamiento y sin agua potable. Nuestro gran lujo, abrir un grifo y que salga agua potable, es un lujo reciente. Pero, como nuevos ricos, hemos olvidado esa verdad histórica.

Y olvidamos también que los problemas están entrelazados como las cerezas en el cesto. Donde no hay agua potable, el tiempo dedicado para conseguirla agota las energías disponibles en la comunidad. Y las mujeres, cuidadoras de la vida en todas las culturas, se afanan en procurar para toda la familia el líquido imprescindible. Y las horas de las mujeres y los niños y niñas se escapan dedicadas a garantizar lo más básico: el agua, el agua para todos.

[VER artículo completo publicado en Nueva Tribuna]

 
 
Comentarios y reacciones