El acuerdo de Marrakech muestra que la lucha contra el cambio climático no tiene marcha atrás pero necesita mucha más ambición

Sábado 19 de Noviembre de 2016
  • Hay que implementar con más rapidez el Acuerdo de París. 
     
  • Los Estados deben realizar compromisos mas ambiciosos, congruentes con lo que señalan las ciencias del clima, y buscando expresamente que la temperatura no suba más de 1,5 grados. 
     
  • Hay que acabar de una vez con las enormes subvenciones a los combustibles fósiles.
     
  • España tiene que tomar medidas rápidas y eficaces para revertir el aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero en los dos últimos años.
 
Culmina la Cumbre de Marrakech que debía concretar el Acuerdo de París mostrando al mundo que la lucha contra el cambio climático no tiene ni puede tener marcha atrás. Con la sombra de Trump planeando sobre la cumbre, se ha conseguido una declaración política de alto nivel que muestra la voluntad de seguir avanzando en la lucha contra el cambio climático. La comunidad internacional ha dicho rotundamente que hay que implementar el acuerdo de París.
 
Sin embargo, junto a esta noticia esperanzadora, también se han comprobado las dificultades que existen para dotar de la ambición y urgencia necesaria a los acuerdos. Las evidencias científicas nos muestran ya que el objetivo máximo de aumento de 2 ºC establecido en París no es suficiente y que con las metas asumidas por los Estados no se logrará frenar la temperatura, de modo que no suba mas de 1,5 ºC, que es el objetivo por el que hay que trabajar. Hay mecanismos de implementación que son urgentes y no es buena su dilación hasta el 2018.
 
La situación geopolítica internacional, la elección de Trump y la debilidad de la gobernanza global hacen que sea más difícil conseguir dotar a estos acuerdos de la ambición y el sentido de urgencia que se necesita.  Por eso es muy necesario desarrollar todo los posible la Alianza del Marrakech para la Acción Climática Global de modo y manera que los Estados no estén solos. Las empresas, las regiones, los municipios, las ONGs,  la ciudadanía, todos, deben involucrarse en la resolución del mayor desafío al que se confronta la humanidad. En ese sentido la Comunidad por el Clima recién creada en España es un buen ejemplo de este compromiso compartido (www.porelclima.es).
 
Desde ECODES seguiremos trabajando para que el conjunto de la sociedad hagamos lo que esté en nuestras manos para luchar contra el cambio climático, e instamos a los Estados a que sigan la senda emprendida por países como Francia, Canadá, Chile o Perú, entre otros, de asumir de forma voluntaria un mayor objetivo de reducción de emisiones y un compromiso para conseguir un sistema energético 100% renovable en el medio plazo. España debe estar en ese grupo. Somos un país muy vulnerable al cambio climático y debemos ser líderes en combatirlo. En ese sentido debemos tomar medidas urgentes para invertir el proceso de los últimos dos años en los que hemos aumentado nuestras emisiones. La era del carbón y de las térmicas debe ceder el paso cuanto antes un futuro renovable. Otras Estados ya están poniendo fechas en ese objetivo. España también debe hacerlo.
 
Somos la generación que puede y debe frenar el cambio climático. Ahora más que nunca.
 
 
Para más información:
 
Víctor Viñuales
Director de ECODES
Tfno: 636 99 30 56
 
Cristina Monge
Directora de Conversaciones de ECODES
Tfno: 615 65 25 58
 
Comentarios y reacciones