inicio : especiales : moda sostenible
 
ESPECIAL Moda sostenible
 

» La moda sostenible desde el Gobierno de Aragón

Por Francisco Catalán Duerto - Director General de Consumo del Gobierno de Aragón


Para conseguir que el nivel de desarrollo actual y futuro sea sostenible hace falta potenciar un cambio en la perspectiva global, actuando sobre las causas fundamentales (y no solamente sobre las consecuencias que producen en nuestro medio ambiente). Es decir, hay que actuar sobre las actuales pautas económicas de producción-consumo que no son sostenibles ecológicamente por exceder la capacidad de carga de los ecosistemas. Tampoco lo son socialmente, ya que acentúan la desigualdad, ni éticamente porque determinan el sentido del progreso exclusivamente con patrones materialistas.

El objetivo final es la definición de un nuevo modelo de relaciones entre los hombres para mantener la paz social y entre la sociedad y la naturaleza para garantizar la paz medioambiental o ecológica. Estamos ante el gran reto del siglo XXI: lograr la sostenibilidad del desarrollo humano y de todas las formas de vida en co-evolución con la biosfera compartiendo un destino común.

En este marco, el fomento del consumo responsable, de la sostenibilidad de los procesos que no comprometen las formas de vida de las generaciones futuras, y la defensa de unos criterios de justicia social al consumir, son líneas estratégicas básicas para el Departamento de Salud y Consumo del Gobierno de Aragón. Este impulso debe contribuir a la formación de personas solidarias, críticas, reflexivas, con valores cívicos y morales.

El nuevo Estatuto de Autonomía de Aragón reconoce como exclusivas de la Comunidad Autónoma las competencias en la formación y educación para el consumo responsable y en cuanto a la defensa de los consumidores y del medio ambiente, entre otras.

La Ley de Protección y Defensa de los Consumidores y Usuarios de Aragón, en armonía con el marco estatutario, introduce los conceptos de productos, bienes y servicios seguros, medioambientalmente adecuados, fijando las obligaciones de los sujetos responsables. Igualmente, dispone que la educación del consumidor favorecerá la adecuación de las pautas de consumo, individuales y colectivas, a la utilización racional de los recursos, incorporando valores ecológicos que conciencien a los consumidores de su corresponsabilidad en la conservación del medio ambiente y en la consecución de un desarrollo sostenible.

Entre las líneas estratégicas que en esta materia está impulsando el Gobierno de Aragón, en colaboración con la sociedad civil, se encuentran iniciativas como la moda sostenible. Se trata de pensar en las condiciones laborales de los trabajadores de la industria textil (industria que descarga productos tóxicos como pesticidas o tintes al medio ambiente, que utiliza ingentes cantidades de energía y agua para su producción), con criterios de responsabilidad social, algo que en ocasiones parece ubicarse en el extremo contrario.

En este contexto, el Manual para el consumo responsable de moda y complementos, fruto del convenio entre el Gobierno de Aragón y la Fundación Ecología y Desarrollo, pretende, de una forma sencilla y práctica, acercar a los ciudadanos al consumo responsable también en el ámbito de la moda, en una sociedad que ofrece múltiples posibilidades para disfrutar de una vida intensa y singular.

Sus páginas son una llamada de atención y una invitación a la reflexión sobre el agotamiento de los recursos naturales, sobre las relaciones norte-sur, o sobre los materiales de nuestra ropa, del textil y el agua, así como de las sustancias tóxicas. En esta guía se ofrecen consejos para comprar, dónde encontrar moda y complementos que han seguido una elaboración comprometida con el desarrollo sostenible e incluso qué hacer con nuestra ropa usada.

Los criterios integrados en el manual y tomados en consideración para incluir productos y empresas, han sido ambientales: algodón orgánico, fibras naturales de bajo impacto ambiental, materiales reciclados, ropa de segunda mano, ausencia de productos químicos, proximidad en la fabricación y diseñadores locales; así como criterios sociales: comercio justo, condiciones laborales, preocupación por las tallas grandes.

Consumir responsablemente, y hacerlo extensivo al ámbito de la moda, puede poner los cimientos para que las generaciones venideras puedan disfrutar de una calidad de vida en términos de salud, bienestar y solidaridad en un marco de desarrollo sostenible, y apoyando decididamente este tipo de iniciativas estará siempre la mano tendida del Gobierno de Aragón.

 

Regresar al especial





 
 
Ecología y Desarrollo
Plaza San Bruno, 9 · 50001 Zaragoza · España Tel: + 34 976 29 82 82 · Fax: +34 976 20 30 92