La UE y los gobiernos nacionales se están preparando para gastar grandes cantidades de dinero para recuperarse de esta crisis. ¿Pero a dónde queremos que vaya nuestro dinero?

Millones de europeos se preparan para poner fin al encierro y encontrar a sus familiares y amigos y volver al trabajo. Sin embargo, no queremos un retorno a la situación anterior, es decir, un retorno a un modelo económico que amplíe las desigualdades sociales, ponga en peligro nuestra salud y dañe el clima y nuestro planeta. Creemos que es el momento adecuado para hacer que nuestras economías sean más sostenibles, más justas y más resistentes a las crisis futuras.

Si la prioridad inmediata es lidiar con la emergencia de salud, será necesario idear planes de recuperación para que la economía vuelva a funcionar, crear millones de empleos y ayudar a las personas, especialmente a los más vulnerables, a superar este difícil período.

Nuestra capacidad para combatir el cambio climático, la destrucción de la naturaleza, la contaminación masiva y la desigualdad, que tendrían efectos beneficiosos para la salud de todos, dependerá de cómo respondamos a la crisis. Por lo tanto, la Unión Europea y los gobiernos deben mostrar liderazgo y previsión al centrar toda la inversión pública en acelerar la transición hacia una economía justa, resistente y sostenible, para ir más allá en el Pacto Verde Europeo.

SOLO TENEMOS UNOS DÍAS PARA INFLUIR EN LA DECISIÓN.

Más información:

Suma tu voz a las de las principales ONG medioambientales de Europa.

Firma la petición

¡Gracias!

Comparte este artículo en redes:
Facebook icon
Twitter icon
LinkedIn icon