El nuevo informe de Transport & Environment (T&E) describe cómo Europa podría reducir el 35% de su demanda de petróleo para el sector del transporte

Rusia es el segundo mayor exportador de petróleo del mundo y Europa es su principal cliente. De hecho, Rusia suministra actualmente uno de cada cuatro barriles de petróleo consumidos en Europa, dos tercios de los cuales se utilizan en el transporte. El Reino Unido ha anunciado la prohibición de las importaciones de petróleo ruso y la Unión Europea ha anunciado la eliminación gradual de las importaciones de petróleo ruso para finales de 2022.

Este documento, elaborado por la Federación Europea de Transporte y Medio Ambiente (T&E, de la que en ECODES formamos parte), evalúa cómo, y en qué medida, la UE podría poner fin a las importaciones de petróleo ruso reduciendo la demanda de petróleo en lugar de crear nuevas dependencias de otros productores de petróleo autoritarios que abusan de los derechos humanos.

    

 Informe (ENG)

   

Comparte este artículo en redes:
Facebook icon
Twitter icon
LinkedIn icon