Asegúrate que la factura se ajusta a tus necesidades

Nos encontramos en un momento difícil. A la dramática situación sanitaria que estamos viviendo se une la crisis económica y social que esta provocando: una reducción de los ingresos por el desempleo, la paralización de las actividades económicas o la suspensión temporal de los trabajos.

Al mismo tiempo provoca un incremento de la vulnerabilidad, ya que esta situación recae más sobre estos ciudadanos y ciudadanas, lo que puede suponerles serios problemas económicos. El confinamiento hace que los consumos energéticos se incrementen exponencialmente, acarreando un aumento en las facturas y en los costes de los suministros. Por ello, resulta esencial asegurarnos que nuestros contratos y facturas se adaptan a nuestra situación, a nuestros hábitos, del mismo modo que tenemos que intentar disminuir los consumos energéticos en la medida de lo posible o, por lo menos, no aumentarlos considerablemente.

¿Qué debemos de tener en cuenta para adaptar nuestro contrato de la electricidad y las facturas a nuestra situación?

  1. Mercado Libre o Mercado Regulado PVPC

¿Quién lo ofrece? Mientras que en el mercado libre puede operar cualquier comercializadora (actualmente existen más de 300), en el mercado regulado PVPC solo puede operar 8.

¿Quien esta en un mercado u en otro? El mercado regulado PVPC acoge a todos aquellos clientes que no se hayan cambiado expresamente a mercado libre o que, estando en el mercado libre, hayan pasado su contrato a mercado regulado PVPC en cualquiera de las 8 comercializadoras de referencia.

¿Qué podemos contratar? Por un lado, en el mercado libre existen infinidad de opciones de contratación y tarifas: planas, por horas, a precio fijo, eco, etc. Con un coste de la electricidad establecido en el contrato. Y, por otro lado, todas las comercializadoras de referencia del mercado regulado PVPC ofrecen únicamente dos tipos de tarifas, tanto en la luz (PVPC y a precio fijo) como en el gas (TUR 1 y TUR 2).

Otro aspecto esencial. En el mercado regulado PVPC no hay competencia ya que todas las comercializadoras ofrecen lo mismo al mismo precio. Además, son las únicas que pueden ofrecen el Bono Social de la Electricidad y Térmico.

  1. Potencia contratada

La potencia contratada es un coste fijo en nuestra factura, es decir, lo pagamos todos los meses consumamos o no. Por ello, es recomendable ajustarla a nuestras necesidades. A menor potencia contratada, menos pagamos en la factura.

Actualmente podemos contratar un valor de potencia cada 0,1kW, antes estaba establecido por tramos por lo que la gran mayoría veremos en nuestra factura cifras como: 2,3kW – 3,45kW – 4,6kW – 5,75 kW – 6,9kW o más. Para una vivienda estándar, con un equipamiento normal, la potencia recomendada estaría entre 3,45kW y 5,75kW máximo.

Bajar la potencia tiene un coste fijo asequible, que se abona en el primer mes por lo que después ya empezaremos a ahorrar.

  1. Peaje de acceso: ¿sin discriminación horaria o con discriminación horaria?

Son muchos los factores que influyen en esta elección: costumbres, hábitos, trabajo, situación económica, familiar, etc. Algunos de ellos no pueden cambiarse, pero otros si, como las costumbres y los hábitos.

El peaje de acceso 2.A, que significa “sin discriminación horaria”, supone que pagamos por la luz un precio que se ha establecido en el mercado para cada hora. No es exactamente fijo, pero no varía de forma sustancial.

El peaje de acceso 2.0DHA, que significa “con discriminación horaria”, supone tener dos horarios, uno en el que la electricidad es más barata y otro en el que es un poco más cara: en el periodo “punta”, de 13h a 23h (verano) y 12h a 22h (invierno) el coste es algo superior; y periodo “valle”, de 23h a 13h (verano) y de 22h a 12h (invierno), es precio es inferior.

Acceda a nuestro articulo sobre la discriminación horaria para saber qué le interesa más y ampliar información

  1. ¿Tienes algún servicio o contrato de mantenimiento con tu compañía?

Recomendamos revisar la idoneidad de los contratos o los servicios de mantenimiento contratados con nuestra compañía para ver si son de utilidad para nosotros o no. En ocasiones suponen un coste elevado del que podemos prescindir si ya disponemos de otros seguros que cubran lo mismo.

  1. Bono Social de la electricidad y térmico.

El Bono Social es un descuento, del 25% o del 40% en función del grado de vulnerabilidad, que ofrece el Estado a determinados clientes que sean titulares de su contrato y lo soliciten para la vivienda habitual.

Para acceder a él hay que cumplir alguno de los siguientes requisitos: que la renta de la unidad familiar sea inferior a unos limites determinados, que toda la unidad familiar tenga pensiones mínimas, y ser familia numerosa.

Además, los limites económicos establecidos para valorar estas circunstancias se incrementan si se cumple alguna de las circunstancias especiales previstas en la normativa que lo regula.

Consulta la web del Gobierno de España para el Bono Social para obtener más información sobre tipologias, requisitos, proceso de solicitud, etc…: https://www.bonosocial.gob.es/#inicio

Más información:

Para más información, accede a nuestra web ecodes.org y/o comunícate con nosotros a través de los correos electrónicos ecodes@ecodes.org o niunhogarsinenergia@ecodes.org También puedes llamarlos al 976 29 82 82.

Área de Energía y Personas

ODS área de energía y personas

Comparte este artículo en redes:
Facebook icon
Twitter icon
LinkedIn icon